Consultoría ecommerce: incrementa tus ventas online

consultoria ecommerce
Autor: Bysidecar

El Ecommerce en España está atravesando una época muy saludable, el crecimiento supera un 20% al año, lo cual se asemeja mucho con el crecimiento que tienen los países más punteros en este negocio: Francia, Alemania y UK. Solo en Europa, España es el cuarto país de la UE en el ranking de ventas online.

Es por eso que los servicios de consultoría especializados en venta online cada vez tienen mayor relevancia. El objetivo final: mejorar la rentabilidad del ecommerce no solo vendiendo más, sino incrementando el ROI de las campañas, mejorando la conversión con cualificación de tráfico, herramientas de contactabilidad, usabilidad… 

 

Fases de la Consultoría Ecommerce

Primera fase: entender el negocio

Para entender el negocio de nuestros clientes el primer paso es realizar una auditoría interna para dar respuesta a todas estas preguntas:

  • ¿Cuál es el efecto diferenciador de la empresa?
  • ¿Cuál es su competencia?
  • ¿Cuáles son las nuevas tendencias de venta online en el sector?
  • ¿Dónde están sus clientes?
  • ¿cuáles son sus activos digitales?
  • ¿Qué campañas de marketing se están realizando? 
  • ¿Tiene una estrategia de venta omnicanal?
  • ¿Tiene servicio de atención al cliente específico?
  • ¿Cuál es su sistema de logística?

La auditoría interna, que se complementa con un estudio de benchmarking, nos permitirá dibujar el escenario en el que se encuentra nuestro cliente y detectar sus posibilidades de mejora. 

Segunda fase: entender al cliente

La clave del éxito en la venta online está en conocer al cliente. El entorno digital nos permite disponer de muchos más datos de los potenciales consumidores que en el mundo físico. ¡Aprovechémoslo! Implementemos desde el inicio un entorno de medición que nos permita modelizar nuestro cliente tipo para después mejorar nuestras estrategias publicitarias y de fidelización. 

Customer Journey Map

Además de los datos sociodemográficos y de intereses, pongamos el foco en saber cómo el cliente interactúa con nuestra marca, cuáles son los Momentos de la Verdad y cuáles son nuestros puntos de dolor. Para ello necesitamos conocer el camino del cliente, dibujar el Customer Journey, plasmar gráficamente por qué etapas pasa cada una de nuestras buyer personas en su relación con la marca, cuáles son las interacciones y qué sentimientos tiene en cada una de ellas.

En este mapa, que tiene su origen en la metodología Design Thinking, podemos visualizar también los canales que utiliza el cliente para relacionarse con la marca y cómo se interrelacionan entre sí. ¿El resultado? Una radiografía a partir de la cual dibujar la estrategia de venta online. 

Pongamos un ejemplo: el cliente de una tienda online de venta de zapatos ha decidido plasmar en un Customer Journey Map cómo un cliente se relaciona con su marca. La mayoría llegan a su página desde anuncios de búsqueda en Google, el 55% de sus clientes compra zapatos de mujer, pero el 20% de ellos valora negativamente el proceso de compra (punto de dolor) en una encuesta posterior. El 60% de sus visitas abandona el carrito de la compra al seleccionar el método de pago (punto de dolor); mientras que el 20% de los clientes impactados por comunicaciones vía mail de fidelización compran de nuevo (quick win).

Una vez interpretados los resultados del Customer Journey Map podemos reorientar nuestras estrategias de publicidad, reforzar nuestro servicio de atención al cliene o incrementar la inversión en las estrategias de nurturing.

Tercera fase: diseñar la estrategia

Tenemos el contexto de la marca, conocemos cuáles son nuestros potenciales clientes, cómo interactúan con la marca y cuáles son los puntos mejorables. Es el momento de diseñar la estrategia de venta online. En esta fase de la Consultoría los aprendizajes se plasman en un entregable que refleja la hoja de ruta del negocio online (en el caso de que el proyecto parta de 0), o la propuesta de mejoras en el caso de que el negocio ya exista. 

El documento de Consultoría Ecommerce aglutina las recomendaciones en la fase de captación, conversión y fidelización. Qué campañas de marketing debemos poner en marcha para llevar tráfico al site, cuál es la plataforma tecnológica más adecuada para el ecommerce, qué métodos de pago debemos incluir, qué herramienta de conversión recomendamos, cómo vamos a nutrir los leads que no compran, ¿necesitamos app? 

descarga guia

 

Cuarta fase: medir y optimizar

Con el entorno de medición ya en marcha, es el momento de medir cada uno de los pasos del usuario y analizarlos para poder empezar a sacar conclusiones, detectar puntos de mejora y formular distintas hipótesis. Para ello es imprescindible aplicar técnicas de CRO, que nos permiten optimizar la estrategia de venta online incrementando la conversión, y en consecuencia, el ROI.

No se trata solo de vender más, sino de vender mejor. ¿Te apuntas?

Pin It